EL PELIGRO DE UN CORAZÓN ENDURECIDO

Autor Tema: EL PELIGRO DE UN CORAZÓN ENDURECIDO  (Leído 2056 veces)

0 Usuarios y 1 Visitante están viendo este tema.

Desconectado DEBORA

  • Comandante en Jefe
  • ******
  • Mensajes: 13534
  • Sexo: Femenino
  • Mi socorro has sido tu, Jesús
    • Ver Perfil
EL PELIGRO DE UN CORAZÓN ENDURECIDO
« en: Enero 01, 2006, 08:01:23 pm »
Cuando alguien se preocupa por guardar algo, es porque ese algo es muy preciado. Lo primero que Dios te manda a guardar, no es las prendas, ni el dinero, ni las cosas, sino el corazón. Porque es a través del corazón que Dios puede hablar y ministrar, Dios no está atento a lo que se ve afuera, Él ve lo que está en el corazón, porque lo que tienes dentro es lo que te puede bendecir o maldecir. Jesús dijo que del corazón del hombre es donde salía toda clase de mal. El corazón tiene la capacidad de producir todo aquello que el hombre le permita producir.

El Avivamiento no comienza en una nación, sino en un corazón. Nada podrá pasar en una familia, en una Iglesia o en una nación, si antes no pasó en el corazón de un hombre.

Ahora bien, ¿Cómo sabré si tengo un Corazón endurecido?, pues aquí mencionaremos ocho características de un corazón endurecido.

1. No perdona nunca; si tienes problemas para perdonar, entonces tienes un corazón endurecido. Es esta clase de gente que mantiene una ofensa, y no dan su brazo a torcer.

2. No otorgan perdón; es decir, si alguien les ofendió y le piden perdón, no le otorgan perdón.

3. Siempre se justifica, y da razones por la cuál no perdona. Mateo 18:21-22 ?Entonces se le acercó Pedro y le dijo: Señor, ¿cuántas veces perdonaré a mi hermano que peque contra mí? ¿Hasta siete?.Jesús le dijo: No te digo hasta siete, sino aun hasta setenta veces siete.?

Pedro le preguntó con un número corto, seguramente porque no toleraba a Juan o a Jacobo, y a lo mejor ya le llevaba contada a alguno de ellos unas cinco o seis ofensas, pero Jesús que conoce los corazones, se la puso bien difícil diciéndole que debe perdonar hasta setenta veces siete.

Dios quiere de nosotros un corazón puro, un corazon que no guarde rencor con nadie, para podernos usar.

4. No da nada; no da amor, no da cariño, y mucho menos dinero. Son tacaños, siempre esperan recibir de todo, son los más exigentes. Son los que nunca expresan cariño, son más cariñoso con la gente de la iglesia que con los de su casa. Gente que son dulces en la Iglesia, pero en casa se convierten en ogros los hombres, y en brujas las mujeres, eso es un corazón duro en la parte familiar.

5. No cree. Saben que Dios sana, saben que puede librarlos de problemas, pero en su corazón, no lo creen, pues si lo creyesen, no fueran al médico para que los sanara, ni al prestamista para que les resuelva el problema financiero. Oyen, saben, pero no creen. Jesús, después de haber resucitado, les reprochó su incredulidad (porque no creyeron a quienes los vieron resucitado) producto de la dureza de sus corazones.

6. Siempre andan vagando. Hebreos 3:7-11 ?Por lo cual, como dice el Espíritu Santo: Si oyereis hoy su voz, No endurezcáis vuestros corazones, Como en la provocación, en el día de la tentación en el desierto, Donde me tentaron vuestros padres; me probaron, Y vieron mis obras cuarenta años. A causa de lo cual me disgusté contra esa generación, Y dije: Siempre andan vagando en su corazón, Y no han conocido mis caminos. Por tanto, juré en mi ira: No entrarán en mi reposo.? Son aquellos que andan de Iglesia en Iglesia. Ningún Pastor le cubre las expectativas, si Jesús baja a pastorearlos, se cambian de Iglesia, porque andan vagando.

7. No se dan cuenta de lo que Dios hace, aún estando en medio del Milagro Marcos 8;15-21 ?Y él les mandó, diciendo: Mirad, guardaos de la levadura de los fariseos, y de la levadura de Herodes.

Y discutían entre sí, diciendo: Es porque no trajimos pan.
Y entendiéndolo Jesús, les dijo: ¿Qué discutís, porque no tenéis pan? ¿No entendéis ni comprendéis? ¿Aún tenéis endurecido vuestro corazón?

¿Teniendo ojos no veis, y teniendo oídos no oís? ¿Y no recordáis?
Cuando partí los cinco panes entre cinco mil, ¿cuántas cestas llenas de los pedazos recogisteis? Y ellos dijeron: Doce.

Y cuando los siete panes entre cuatro mil, ¿cuántas canastas llenas de los pedazos recogisteis? Y ellos dijeron: Siete.
Y les dijo: ¿Cómo aún no entendéis??

Jesús se molestó con esta gente, donde ellos habían visto casos tan evidentes de milagros de parte de él, y aún no entendían.


8. (Para casados) La dureza del corazón de hombre hace que se divorcien, por la falta de perdón. Así conectamos este punto, con el primero. Jesús dijo que no había justificativo para un divorcio, y lo que moisés aprobó fue a causa de la dureza (falta de perdón) del corazón de hombre.

Mateo 19:3-10 ?Entonces vinieron a él los fariseos, tentándole y diciéndole: ¿Es lícito al hombre repudiar a su mujer por cualquier causa? El, respondiendo, les dijo: ¿No habéis leído que el que los hizo al principio, varón y hembra los hizo, y dijo: Por esto el hombre dejará padre y madre, y se unirá a su mujer, y los dos serán una sola carne? Así que no son ya más dos, sino una sola carne; por tanto, lo que Dios juntó, no lo separe el hombre. Le dijeron: ¿Por qué, pues, mandó Moisés dar carta de divorcio, y repudiarla? El les dijo: Por la dureza de vuestro corazón Moisés os permitió repudiar a vuestras mujeres; mas al principio no fue así. Y yo os digo que cualquiera que repudia a su mujer, salvo por causa de fornicación, y se casa con otra, adultera; y el que se casa con la repudiada, adultera. Le dijeron sus discípulos: Si así es la condición del hombre con su mujer, no conviene casarse.?
Si vemos bien, estas palabras de Jesús sorprendieron a muchos, que debido a la dureza de su corazón, pensaban que podían darle carta de divorcio a sus esposas por cualquier cosa. Jesús aclaró bien esto, hasta el punto de decir: ?No todos son capaces de recibir esto, sino aquellos a quienes es dado.?


Proverbios 4:23 ?Sobre toda cosa guardada, guarda tu corazón; Porque de él mana la vida.?

Desconectado JoséE.Irrizary

  • Administrador
  • Equipo Administrativo
  • ******
  • Mensajes: 108899
  • Sexo: Masculino
    • Ver Perfil
Re: EL PELIGRO DE UN CORAZÓN ENDURECIDO
« Respuesta #1 en: Enero 20, 2006, 01:28:45 am »
Excelente Tema
''Asegúrate de que aquello por lo cual vives, es algo por lo cual vale la pena morir.''
JoséE.Irrizary

Desconectado DEBORA

  • Comandante en Jefe
  • ******
  • Mensajes: 13534
  • Sexo: Femenino
  • Mi socorro has sido tu, Jesús
    • Ver Perfil
Re: EL PELIGRO DE UN CORAZÓN ENDURECIDO
« Respuesta #2 en: Enero 20, 2006, 09:51:42 pm »
Excelente Tema

Bendiciones Jossie, lo importante es meditarlo y ponerlo por obra con la ayuda de Dios.  :D :D :D

Un abrazo faterno desde la distancia hermanito.  ;)

Desconectado bayondulo

  • Cabo
  • ***
  • Mensajes: 91
  • ¡Amo a Dios!
    • Ver Perfil
Re: EL PELIGRO DE UN CORAZÓN ENDURECIDO
« Respuesta #3 en: Enero 21, 2006, 12:00:35 am »
Gracias hermana , bonito alimento para comer, y hacerlo vida en nosotros, saludos.

Desconectado DEBORA

  • Comandante en Jefe
  • ******
  • Mensajes: 13534
  • Sexo: Femenino
  • Mi socorro has sido tu, Jesús
    • Ver Perfil
Re: EL PELIGRO DE UN CORAZÓN ENDURECIDO
« Respuesta #4 en: Enero 23, 2006, 06:30:21 am »
Gracias hermana , bonito alimento para comer, y hacerlo vida en nosotros, saludos.

Amen Bayondulo, todo lo que influye en un corazón endurecido. Es de ponernos a meditar, pero lo más importante ponerlo por obra. Pidiendo la ayuda de Dios en todo momento. Orando en todo tiempo  ;D ;D ;D ;D ;D

Desconectado amiga mexicana

  • Comandante en Jefe
  • ******
  • Mensajes: 20973
  • Sexo: Femenino
  • GSB
    • Ver Perfil
    • GENERACION SIN BARRERAS
Re: EL PELIGRO DE UN CORAZÓN ENDURECIDO
« Respuesta #5 en: Enero 23, 2006, 05:13:43 pm »
alimento solido, y buena exhortación que nos hace falta no olvidar.

Dtb Debora.

MaRKus TH-DJM

  • Visitante
Re: EL PELIGRO DE UN CORAZÓN ENDURECIDO
« Respuesta #6 en: Enero 24, 2006, 10:23:46 pm »
¿Qué es un corazón duro? Cualquiera definiría, rápidamente, que está hablando de la gente que, estando en el mundo incrédulo, recibe el mensaje pero lo desoye, no lo cree, lo ignora y sigue esclavizada en el pecado, verdad? Y sí, esto es lo que legendariamente se nos ha enseñado al respecto. Y vale. Pero hay sólo un problema: a esto, Dios lo ha escrito para el creyente, para su Iglesia. Entonces; ¿Cómo podrá ser que dentro de la iglesia del Señor haya gente que no quiere escuchar, que no quiere entender, que no quiere obedecer? Pregunto: ¿Los hay? ¿Usted conoce alguno? Muy bien; eso es dureza de corazón. Hermanos que han oído tanta predicación a lo largo de sus vidas eclesiásticas que se les ha formado una callosidad en ese corazón de modo que esa coraza ya no permite que la unción del mensaje la traspase y bendiga. Entonces, cuando oyen la exhortación y la advertencia, siempre eligen suponer que eso le vendría muy bien a esa hermanita o hermanito que justamente hoy no vino al culto!!!

Dios siempre estuvo hablándole al hombre. A través de sus mensajeros, de sus atalayas, de sus profetas, de sus apóstoles. Hoy lo sigue haciendo, pero como son muchísimos los que todavía prefieren seguir viendo a la Biblia como un libro instructivo, ilustrativo e histórico, nadie parece tomar conciencia que Él intenta, (Por amor y misericordia) corregir aquellas falencias que impiden lograr el objetivo divino.

Dios los bendiga...

Desconectado JoséE.Irrizary

  • Administrador
  • Equipo Administrativo
  • ******
  • Mensajes: 108899
  • Sexo: Masculino
    • Ver Perfil
Re: EL PELIGRO DE UN CORAZÓN ENDURECIDO
« Respuesta #7 en: Junio 24, 2007, 07:22:59 pm »

5. No cree. Saben que Dios sana, saben que puede librarlos de problemas, pero en su corazón, no lo creen, pues si lo creyesen, no fueran al médico para que los sanara,

Discrepo en lo citado, porque no es pecado el visitar a los médicos, Dios puede obrar a través de los mismos por igual, aunque por supuesto no poner fe ciega en los medicamentos y ciencia. Tú lo sabes muy bien Deby y eso no te hace tener un corazón endurecido, ¿ó sí?
''Asegúrate de que aquello por lo cual vives, es algo por lo cual vale la pena morir.''
JoséE.Irrizary

Desconectado DEBORA

  • Comandante en Jefe
  • ******
  • Mensajes: 13534
  • Sexo: Femenino
  • Mi socorro has sido tu, Jesús
    • Ver Perfil
Re: EL PELIGRO DE UN CORAZÓN ENDURECIDO
« Respuesta #8 en: Junio 25, 2007, 06:37:11 pm »
En eso tienes razón Jossito.  Muchas veces ha pasado que ponenemos toda nuestra confianza en los médicos, que nos volvemos muy dependientes de ellos, a veces por un malestar acudimos a ellos, y nos olvidamos del poder de Dios que puede obrar.

Pero Dios tambien los utiliza para ayudarnos en muchas circunstancias, creo que antes de ir al médico debemos pedirle a el que intervenga en nuestra salud, si Dios los dejo es con un proposito. Si vamos al médico confiemos que Dios hará su obra utilizandolos tambien, pero eso sí no depender al 100% de ellos, que vivimos contantemente en sus clinicas.

Gracias estimado arqueólgo por desempolvar estos temitas. DTBM  ;D